Cannabis Sativa

Cannabis sativa. La excelencia por antonomasia.

Cannabis sativa. Somos muchos los que pensamos que nada como el efecto de una sativa pura. ¿Qué es más difícil de cultivar? ¿Qué es más tardía? ¿Qué su productividad es limitada? Todo esto es “pecatta minuta” si tenemos en cuenta el efecto único que produce. Si has fumado marihuana en Colombia, Tailandia, Kerala (India), Guatemala y/u otros lugares del trópico, sabrás de qué estamos hablando.
Cannabis sativa. Curiosamente, su efecto cerebral (yo más bien lo llamaría divertido) hace que no sean consideradas por muchos como genéticas medicinales. Sin embargo, ¿qué implica el concepto “medicinal”? Permitidme que os cuente una anécdota que me sucedió en la India.

cannabis sativa
Las variedades de cannabis que denominamos marihuana Sativa (cannabis sativa), son aquellas provenientes de toda la franja tropical y subtropical del planeta, desde África, Centro y Sudamérica y Asia. En estas zonas las lluvias son frecuentes y monzónicas, y la humedad muy alta. Tanta lluvia hace que el suelo sea de un PH muy ácido (entre 5,5 y 6,00 como mucho). Y por la misma razón, las constantes lluvias hacen que los suelos sean pobres en nutrientes. De hecho, el único abonado que recibe es el proveniente de la materia orgánica en descomposición (compostaje) al caer al suelo.
Por lo tanto, en sus lugares de origen, son plantas acostumbradas a poca nutrición. Otra cosa son los híbridos que se han logrado en occidente y cuya finalidad es acortar los tiempos de cosechado. Y es que, efectivamente, en estado natural, las sativas pueden llegar a tardar hasta 4 meses en finalizar su proceso de floración. Pensad que en el trópico el fotoperiodo natural es de 12/12. Es decir, que cada día amanece a las 6 AM y anochece a las 6 PM. Todos los días del año son de la misma duración.
Es frecuente ver cómo las sativas cogollan para después iniciar de forma natural (no inducido artificialmente) un proceso de “revegetación” espontánea. Sin embargo, en los lugares como España, al llegar el otoño y el invierno, los días tienen menos de 12 horas de luz al día, con lo cual se acelera su proceso final de floración y cosecha. Concretamente, en el centro de España, el día más corto del año (solsticio de invierno) tiene tan sólo 9 horas y 17 minutos. Un fotoperiodo perfecto para que hasta las sativas más puras nos den sus mejores cogollos.
Esto mismo, al reproducirse en interior, nos permite jugar incluso más con el fotoperiodo. Sin embargo, su sistema de entrenudos tan separados las convierte en plantas muy altas para interior. Por este motivo, los cultivadores de interior saben bien que tienen que recurrir a “truquillos” tales como doblar las ramas o al bien conocido SCROG (mar de verde).

Cannabis sativa, ver información completa e imágenes sobre este tipo de marihuana